Postres medicinales para deleitar tu paladar y cuidar tu salud

Por Karla Arango RECETAS 669 Visitas
Enviar

Cuando pensabas que lo habías visto todo te encuentras con este título. Pero, por sorprendente que parezca no te estamos engañando. La hora del postre y la salud también pueden ir de la mano, y es por eso que te mostraremos como preparar unos deliciosos y saludables postres, que ademas sirven de complemento terapéutico para algunas enfermedades.

Postres medicinales para deleitar tu paladar y cuidar tu salud

Gelatina frutal de menta

Postres medicinales

Fuente

Ingredientes

500 ml de agua

80 gr de azucar morena

2 sobres de gelatina sin sabor

Un puñado de hojas de menta (solo hojas, sin rama)

250 gr de frutilla picada (frambuesa, fresa, cereza, mango, manzana, etc. según su gusto)

Preparación

Colocar el azucar y las hojas de menta en el agua, llevar esto al fuego hasta que comience a hervir. Cuando comience a hervir bajar del fuego, colar el agua para retirar las hojas de menta.

Añadir al agua los sobres de gelatina y dejar reposar hasta que este a temperatura ambiente.

Disponer las frutas picadas sin exceso de líquidos, y en el recipiente o molde que se disponga para la preparación colocar una capa de gelatina de menos de 1 cm colocar una capa de frutilla y llevar a la heladera por 5 o 10 minutos, para que la gelatina comience a endurecer. Luego sacar de la heladera y repetir el proceso con cada capa de fruta.

Cuando coloques todas las capas, lleva el molde al enfriador por 3 o 4 horas y listo. Puedes disfrutar de este delicioso y saludable postre.

Este postre es especialmente recomendado para niños en etapa de crecimiento y ancianos, pues la gelatina aporta grandes cantidades de colageno que favorece el crecimiento de los huesos y fortalecimiento de huesos y articulaciones, por lo que puede ayudar a combatir problemas de osteoporosis y huesos débiles. Además la fruta en su interior puede ayudar con problemas digestivos como el estreñimiento.

Helado aromático

Postres medicinales

Fuente

Ingredientes

150 ml De nata

Dos puñados de hierbabuena (u otra planta aromática)

1 Lt de leche

250 gr de azucar

10 Yemas de huevo

Preparación

Colocar la leche al fuego, cuando ésta comience a hervir retirar del fuego y colocar las hojas de hierbabuena y dejar reposar al clima por mínimo media hora.

Batir las yemas de huevo y el azucar hasta que quede bien montada.

Colocar todos los ingredientes en al fuego y cocer por un rato como si fuera una crema inglesa. Posteriormente cuando empiece a espesar, bajar del fuego y colar inmediatamente con cuidado de no quemarse.

Dejar reposar la preparación hasta que llegue a temperatura ambiente. Luego llevarla a la heladera de un día para otro, o como mínimo 10 horas.

Al momento de servir debes sacar el helado del enfriador y dejarlo reposar por 5 o 10 minutos para que el helado se torne suave.

¡Y listo!  puedes adornar con un par de hojas de hierbabuena o de la planta aromática que hayas usado.

Esta receta como puedes adivinar es un excelente potenciador energético para el organismo, puede ayudar a combatir casos de desnutrición y deshidratación. Además, dependiendo la planta que utilices en la preparación puede traer diversos beneficios a nivel circulatorio y del sistema nervioso central.

Aprender a preparar este helado también pude ser muy útil para personas con diabetes, pues al ser preparado en casa puede reemplazarse el azúcar con algún endulzante artificial aprobado por tu médico.

Como puedes ver, no solo llevando aburridas dietas puedes cuidar tu salud. Este tipo de recetas pueden ser de suma utilidad para el cuidado de niños enfermos, pues podemos ayudarlos a seguir con su vida normal a la vez que cuidamos de su salud.

Comparte esta receta con esa persona que sabes le puede sacar el máximo provecho, recuerda que compartir es amor.

 

 

 

 

Enviar
Discusión